6 factores sobre resultados en email marketing hotelero

El Email Marketing se convierte en una herramienta de aporte de valor y de fidelización hacia el viajero. Aprovechar el potencial de este importante pilar del marketing online favorecerá reducir los costes de captación y generar reservas directas recurrentes. Os animamos a que analicéis el artículo y mejoréis vuestros resultados con la tecnología adecuada 😉

El email marketing de las marcas es una guerra de propuesta de valor entre la necesidad del viajero y el diferencial que pueden aportar los alojamientos. El mercado de sobreoferta obliga a trasladar a la distribución sobre nuestro CRM en favor de programas de fidelización y de producto personalizado, siempre dejando un hueco para la técnica y la experiencia operativa.

El encarecimiento de los costes por clics y lo complicado del posicionamiento orgánico refuerza más si cabe el poder del email dentro de la estrategia de marketing de nuestro hotel. La evolución del bombardeo de email con la personalización de herramientas al estilo “francotirador”, hace del email una herramienta básica y muy rentable sobre la relación entre coste y oportunidad. Contar con una base de emails de calidad, activa y renovada en tiempo real es un seguro ante la posibilidad de equilibrar nuestra distribución directa e indirecta.

Aquí os puntualizamos 6 puntos claves para que mejorar la conversión de tus acciones de email marketing hotelero:

  • El correo electrónico no es solo una herramienta de promoción, sino también un nexo de comunicación.

A la hora de realizar tareas muy concretas asociadas a posibilidades tecnológicas sobre clientes, podemos abrir un gran abanico de posibilidad. Solemos cerrarnos en banda y realizar acciones demasiado encorsetadas. La relación que tenemos entre viajero-alojamiento suele ser fría y distante, marcada por…¡VENTA!. Es importante que terminemos cuanto antes con esa correlación, dado que el email debe ser siempre un medio de aporte de valor, no necesariamente a cambio de algo.

  • Personalización del “Asunto” para salir del anonimato de la bandeja de entrada.

Este apartado es una ciencia inexacta. Es cierto que incluir nombre, llamadas a la acción, incluir emoticonos… Encontraras cientos de artículos donde te dan “la receta de la Coca-Cola” y muchos tendrán su parte de razón. Intenta adaptar en asunto al mensaje, genera una expectación real y potencia diferenciarte sin caer en errores de principiante como podrían ser las mayúsculas, los signos de exclamación o poner palabras como “Gratis”. Partimos de la base de un nivel adecuado, y si realmente los mensajes será muy muy personalizados, enviar directamente el email con el email profesional directo con un texto personalizado (los ratios de conversión se dispararán).

Para este tema realizamos un artículo en “Turismo is People” para dejar de nutrir la carpeta Promociones de Gmail que interesaría que lo pudierais analizar y ver donde mejorar. (Vale para Gmail y para tod@s)

  • Tiempos de envío bajo test A/B y personalización por segmentos.

Los tiempos dependerán de un gran número de factores que convendría analizar. Es posible que tu potencial cliente abra los emails en el trabajo o que directamente no abra el correo personal. Lanzar emails en diferentes franjas horarias en diferentes días de la semana sería la opción más inteligente.

El uso de los test A/B por listas o bloques de emails concretos (muestras) antes del “gran envío” sería una posición acertada y previsora. Será la diferencia en ratios de apertura, de esta manera determinaremos los mejores momentos para esta y futuras campañas.

  • Contenidos sobre destino en emails de confirmación de reserva.

Aprovechar al máximo las comunicaciones con el viajero será determinante para “arañar” todo el tráfico posible para nuestros contenidos o para potenciar la venta de otro tipo de servicios en nuestro alojamiento. Un detalle podría consistir aprovechar la confirmación de la reserva (en el caso de que la estemos enviado por email) para incluir información de nuestro alojamiento, del destino o incluso de los Upgrade que podamos distribuir.

No solo con este tipo de contenido, se pueden sacar mucho partido a las comunicaciones que forcemos con el viajero en formatos como:

  • Suscripciones a boletines informativos / blog.
  • Ofertas Especiales.
  • Cancelaciones de reserva.
  • Email recogido en su Check-in
  • Email recogido en Check-out
  • Huéspedes que consumieron en el restaurante.
  • Huéspedes que utilizaron sala de reuniones.
  • Huéspedes que utilizaron salas de Spa.
  • Huéspedes que llegaron intermediados.
  • Estilo de comunicación/contenido que conecte con el perfil de viajeros.

Si eres un aburrido y un triste tanto en estilo como en contenido no solo no te abrirán el email, sino que además buscarán el enlace mágico para borrarse de la lista de correos. Conectar con tu audiencia en estilo (sin resultar vulgar ni refinado) utilizando un lenguaje coloquial (no olvidemos que la comunicación suele ser solo de dos). Encontrar el equilibro no es sencillo, pero quienes arriesgan o tan siquiera se ponen en el lugar del viajero…, cuanto menos se nota.

En cuanto a contenidos, podemos hacernos una idea de lo que los viajeros quieren leer si analizamos que emails abrimos nosotros mismos. Para dar ideas:

  • Quieren recibir ofertas y descuentos. (De verdad)
  • Los viajeros quieren aprender acerca de los eventos locales de temporada. (Cuando sabemos que el viajero vendrá)
  • Viajeros con afinidad hacia la marca (cuando es un viajero recurrente)
  • Interesados en gastronomía (sabemos que han utilizando alguno de nuestros servicios de restauración)
  • A ellos les gusta saber lo que está haciendo. (Nos encanta cotillear y saber que novedades hay en nuevas temporadas)
  • Analiza las estadísticas sobre resultados-test-realidad.

Para darte una aproximación de los resultados que debes obtener con tus campañas y determinar si son lo suficientemente buenas, debes tener unas cifras como estas:

  • Tasa de apertura.

Por debajo del 20% = Vuelve a revisar la campaña.

20% a 35% = Sigue adelante. Asegúrese de continuar perfeccionando y sigue probando.

Más del 35% = Son unas cifras geniales.

  • Porcentaje de clics.

Un 10% es un buen punto de partida para la mayoría de las campañas. Con el tiempo, es importante apuntar al 20% o más a medida que podamos afinar el mensaje.

  • Darse de baja.

Manteniéndolo por debajo de 0,2% en todo momento es una buena cifra en turismo.

  • Bounces (Rebote).

Hay dos rebotes en la tierra de correo electrónico: rebote duro y rebote suave. El rebote duro ocurre cuando se envía un correo electrónico a una dirección de correo electrónico que ya no existe. Los rebotes leves ocurren cuando se envía un correo electrónico a una dirección que existe, pero está llena o o no acepta tus correos electrónicos. Las de rebote duro es importante eliminarlas lo antes posible y las de rebote blando un 2% en todo momento puede ser lo correcto, pero conviene mantener las listas lo más limpias posibles.

  • Ingresos.

Este ratio es clave para las campañas que potencian la conversión hacia la reserva o hacia la venta. Conviene ver que poder de “convicción” tenemos a través del email para ver como de rentable nos resulta toda la “maquinaria” generada alrededor del email.

  • Participación Social.

Conocer la capacidad de saber quiénes abren nuestro email y luego además lo comparten en redes sociales, es un parámetro muy importante de engagement. De esta manera sabemos como ampliamos nuestro poder de difusión y como se traslada a plataformas como Facebook o Twitter.

El email marketing se ha convertido en una importante canal de comunicación entre alojamientos y viajeros. Para los hoteles, es una de las mejores maneras de comunicar las novedades, actividades y ofertas que tienen lugar en el establecimiento y cada vez son más los que optan por incluir el email marketing entre sus estrategias de Marketing Automation. Nosotros te dejamos estos consejos y te animamos a utilizar el Email Marketing Hotelero con más visión de negocio potenciando el valor y la comunicación con el viajero.

Total
7
Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*